Aclaramiento Laser

Las manchas que afectan el rostro de forma difusa y simétrica generalmente son diagnosticadas como melasma, también llamado cloasma. Estas son el resultado de la interacción de factores hormonales, genéticos y exposición a la radiación ultravioleta. En muchas ocasiones las manchas aparecen durante el embarazo pero pueden debutar en cualquier momento, afectando tanto a hombres como mujeres. Las zonas más comprometidas por el melasma se localizan en la cara, a nivel de la frente, las mejillas, el labio superior y la región mandibular.

Para el tratamiento de las manchas se han utilizado múltiples cremas que ocasionan irritación cutánea. Sin lugar a dudas el tratamiento más novedoso de esta enfermedad se realiza con la tecnología láser. Los Dermatólogos de la Clínica Svelthus confían en este procedimiento ya que cuenta con múltiples ventajas como el no requerir incapacidad, ser virtualmente indoloro y en la mayoría de los casos se obtienen resultados excelentes con pocas sesiones.

TRATAMIENTO DE MANCHAS FACIALES

Existe gran variedad de razones por las que aparecen manchas en la piel de las personas. En ocasiones se debe a la interección de factores ambientales con factores genéticos, es decir, una persona que está destinada a generar pigmento, se expone al sol (factor externo) y sus células (factor interno) en respuesta de este estímulo producen melanina que termina por dejar una mancha en la piel. Actuar sobre los factores genéticos es muy difícil, por tal razón siempre los especialistas recomendarán evitar los agentes que estimula la producción de manchas. En otras palabras, siempre será mejor prevenir que corregir.

¿Cómo se tratan las manchas?

Todas las técnicas que pretenden mejorar las manchas del rostro van enfocadas a eliminar o al menos, disminuir la concentración de melanina en nuestra piel. Inicialmente, se intentó emplear métodos como los peeling, la microdermoabrasión o el uso de sustancias químicas que dentro de sus propiedades alteraban el pigmento. Estas opciones obtienen resultados iniciales favorables, pero casi que invariablemente concluyen con un empeoramiento final debido a que al ser atacadas con mucha intensidad las células generadora del pigmento, responden creando más pigmento, empeorando la mancha. Estos mismos resultados los obtuvieron las personas que se sometieron a tratamientos que se basa en la destrucción indiscriminada del tejido para dar resultados.


La piel es una estructura compuesta por varias capas de células, las superficiales corresponde a la epidermis y después se encuentra la dermis. Si el pigmento estuviera exclusivamente sobre la epidermis, no sería un inconveniente tratarlo, de hecho esta localización es de muy buen pronóstico en un tratamiento para manchas, el problema radica en que la gran mayoría de las manchas tienen un componente superficial y otro más profundo. Con los métodos tradicionales, alcanzar esta capa “profunda” requiere generar una gran agresión que sin lugar a dudas desencadenaría una importante reacción inflamatoria que terminaría por generar mucho más pigmento y esto a la postre empeoraría el problema.

¿Cómo se tratan las manchas profundas?

Hasta el momento la única opción segura para tratar las manchas del rostro, es un láser específico cuyo objetivo es alcanzar las moléculas de melanina y hacerlas más pequeñas. Los láseres que son especialmente diseñados para tratar el pigmento, no irritan la piel, ya que ellos actúan sólamente sobre las manchas y no sobre otros tejitos adyacentes, esto evita que se generen agresiones innecesarias.
Un láser que trate las manchas de la piel, no genera dolor, irritación, ni ardor. El paciente, experimentará un cosquilleo mientras la luz del láser impacta suavemente en la superficie cutánea, su energía reaccionara con los acúmulos de melanina y esta se fragmentará, para que posteriormente las propias células la degraden y se deshagan del pigmento paulatinamente por vías naturales.

¿Cuáles son las manchas más comunes en el rostro?

antes despues fraxel machasPecas (efélides): son lesiones pequeñas y habitualmente se presentan en gran cantidad sobre la piel del rostro y la espalda. Son muy características de las personas de piel blanca y su aparición tiene relación directa con la exposición solar, haciéndose mucho más numerosas en las personas que disfrutan del sol al aire libre o visitan con frecuencia zonas cálidas como la playa.

Tratamiento Laser Nevo Ota Nevo de Ota: este es un lunar plano, oscuro, que asienta en rostro cerca a uno de los ojos, habitualmente en un solo lado del rostro. No se relaciona con riesgos de malignidad, sin embargo por su gran extensión y notoriedad puede revestir gran importancia para el paciente. Esta lesión es el ejemplo claro de los beneficios que llega a brindar la tecnología láser despigmentante. La mejoría de este tipo de manchas llega a ser de hasta un 80 o 90%. Se requieren varias sesiones y las primeras sesiones, pueden ser dolorosas, sin embargo estas molestias son recompensadas con un resultado extraordinario.

Antes y despues Láser Facial Manchas de la vejez (léntigos, queratosis actínicas): Son las pecas que aparecen después de los 40 años en el rostro y en el dorso de las manos, se parecen a las pecas (efélides) y con frecuencia es difícil diferenciarlas de estas. Cuando una piel madura que ha estado expuesta durante mucho tiempo a las luces comienza a presentar este tipo de lesiones, lo más probable es que necesite un tratamiento integral para mejorar el envejecimiento cutáneo. El tratamiento de estas lesiones brinda excelentes resultados, no requiere de períodos de incapacidad.

MELASMSA ANTES Y DESPUES Melasma: sin lugar a dudas ocupa uno de los primeros puestos en el ranking de lesiones pigmentarias. Son manchas cafés o marrones, que se pueden presentar a nivel de los pómulos, frente o mentón. Aunque se describen en otras partes del cuerpo, el rostro es de lejos la zona más habitual. Se relaciona con desórdenes hormonales o con situaciones que produzcan alteraciones de las hormonas, como el embarazo, la menopausia, el hipotiroidismo o el uso de anticonceptivos orales. Generalmente el tratamiento láser se acompaña de antioxidantes y soluciones drenadoras de pigmento.

Como se puede apreciar en los párrafos anteriores, al hablar de manchas aparecen varias opciones diagnósticas, en ocasiones se presentan una combinación de ellas y es preciso el diagnóstico por parte del especialista en Dermatología para determinar cuál será la conducta de tratamiento más apropiada al caso particular.


En la Clínica Svelthus, realizamos tratamientos con tecnología láser despigmentante. Inicialmente un especialista en Dermatología realiza el diagnóstico, determinando la severidad y la profundidad de la mancha. De acuerdo a este diagnóstico, se indicará el procedimiento más adecuado. Generalmente se realiza una sesión inicial, con el fin de evaluar la respuesta individual de cada paciente. Los cuidados posteriores son mínimos y no se requiere ningún tipo de incapacidad. Generalmente el tratamiento láser se acompaña de antioxidantes y soluciones drenadoras de pigmento. 

 

Recibe información personalizada

(*)
Campo invalido

(*)
Campo invalido

(*)
Campo Invalido

(*)
Campo invalido

(*)
Campo invalido

(*)
Campo invalido

Escribir el código

(*)
Campo invalido

Ver Condiciones y Restricciones